Archivos para 26 febrero, 2015

Las lámparas de sal, cuantas lámparas hay en el mundo casi en cada casa hay, y bueno surgen dudas, después de experimentar con e investigar con ellas, resulta que hasta nos enferman.

Diréis como es posible pues si:

  1. Nos producen grandes campos eléctricos por  el cableado eléctrico.
  2. Emanan tóxicos porqué algunas llevan bombillas de bajo consumo CFL.
  3. No ionizan nada.
  4. Alejarlas de los más pequeños y de las personas mayores.
  5. No reducen la contaminación electromagnética.
  6. No ayudan a estar mejor en un entorno.
  7. Alejarla de las personas.
  8. Quitarlas de las mesas de trabajo y mesitas de noche.
  9. Agravan la  electrosensibilidad.

Alternativas a reciclar la lámpara.

  • Acabar de agujerearla y poner una vela dentro (solo de cera natural).
  • Elemento decorativo en la entrada o en el recibidor de una vivenda.
  • Ponerla en una estantería y olvidarse de ella.
  • Triturar la sal y tenemos buena sal para mucho tiemp (Años).

Un cientifico Húngaro experimentaba a principios de los años 20 , con un bloque de sal y una bombilla y midio que se cambiaba la ionización de la positiva (la mala), por la negativa la buena, y certidfico que eran por las lámparas de sal, y por desgracia de él no cayo en el problema de que tenía gas radón en el subsuelo y le cambiaba la ionización del espacio.

En este vídeo podéis ver como y porqué…

Otro experimento que me cautivo que en los años del boom en las instalaciones de la ITL con otro gran investigador mi amigo Carles Labèrnia, que con un aparato de medición muy sofisticado y de laboratorio un contador de iones, pude comprobar que el mero gesto de abrir una ventana y que entrera aire fresco cambiaba la ionización de un espacio, pero en cantidades exageradas , o sea que con unos minutos nos cambia el estado.

Otra manera de ionizar una habitación es lo más utilizado desde que el hombre está en la tierra una vela, el simple gesto de encender un fósforo  y producir una llama ya hay una ionización del espacio una vela es el objeto perfecto para ello y utilizado desde los tiempos más remotos.

La ionización o una maquina que ioniza, solo lo hace alrededor de la maquina, y la mayoría producen mucha contaminación electromagnética, ya hablaremos más adelante de ellas.

Y sobre todo no creáis que ionizando un espacio vamos a reducir la contaminación electromagnética, solo la sensación de estar mejor, por la electricidad estática y  de los campos eléctricos pero en el resto  seguirá estando allí.

La prevención y la distancia es la mejor arma.